fruta variada

Cuando comienzas a preocuparte por tomar acciones que puedan conducirte a un estilo de vida más saludable y consecuentemente a una alimentación más sana, es posible que te surjan dudas respecto a las comidas que deberían ser parte de tu dieta. Una de ellas indudablemente es comer fruta variada. Y es que aún persisten muchos mitos que buscan hacernos creer que una alimentación sana es sinónimo de comidas aburridas o con poco sabor, también existe la creencia de pensar que para adelgazar 5 kilos o bajar de peso es necesario pasar hambre y dejar de comer cualquier cosa que sea deliciosa. Sin embargo, esto es completamente falso, pues podemos incluir en nuestra dieta alimentos variados, balanceados y que sean exquisitos, y todo esto nos va a posibilitar tener hábitos alimenticios saludables, cuidar nuestra salud y a su vez bajar de peso. 

Es entonces posible que te hagas la siguiente pregunta ¿existe un postre que sea tan rico como saludable? Y la respuesta es que sí lo hay. Además, con la receta que te vamos a presentar (fruta variada) podrás aprovechar una buena variedad de frutas frescas, tendrás la oportunidad de darle una vuelta de tuerca a la típica macedonia y tendrás en tu mesa un postre realmente sabroso y nutritivo. Te proponemos una excelente forma de disfrutar de un postre en el que la base es… efectivamente la fruta de temporada. Se trata así de un postre rico y tremendamente refrescante, por no hablar de lo económico que resulta al incluir entre sus ingredientes a las frutas de temporada. 

Otra ventaja de esta receta es que su preparación es muy sencilla, y por supuesto, como siempre, gustará a niños y mayores. Además que no te quede ninguna duda de que este es un postre saludable y riquísimo, por lo que podrás deleitarte con su sabor sin ningún remordimiento. Y claro, con esta receta podrás sorprender a familiares y amigos, y todo ello utilizando la mejor fruta fresca de temporada.

Una vez que hayas preparado este postre, notarás que se trata de uno de los postres más deliciosos que podrías incluir en tu alimentación, y además es muy fácil de preparar, por lo que añadirlo a tu dieta será muy sencillo. ¡Buen provecho! Te aseguramos que esta forma de hacer la fruta variada te encantará.

Ingredientes de la fruta variada con gelée

Para preparar esta increíble receta necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 15 gramos de fresas
  • 10 gramos de frambuesas
  • 20 gramos de hierbabuena
  • 2 manzanas para hacer zumo
  • 1 lima o limón
  • 450 ml de agua
  • 3 gramos de agar agar

Pasos para preparar la fruta variada con gelée

Una vez que veas los pasos a seguir para elaborar esta receta, notarás que se trata de una receta realmente sencilla de preparar y que además incluye una serie de ingredientes que están llenos de muchos de los nutrientes que necesitamos para gozar de una buena salud. Además, una vez que hayas preparado este alimento te garantizamos que querrás probar otras recetas de postres saludables, nutritivos y sabrosos, por ello te recomendamos que también pruebes el helado de melocotón y una versión muy especial de la tarta de manzana casera. No esperes más y comienza a preparar postres llenos de sabor y muy saludables.

Primer paso

El primer paso para comenzar a preparar esta receta consiste en poner a infusionar la hierbabuena con agua. Con esto vamos a elaborar nuestra primera gelatina.

Para ello vamos colocar unos 150 ml de agua en una olla y la dejamos que hierva. Una vez que el agua esté lista podemos añadirle las hojas de hierbabuena. Recuerda dejar aparte algunas hojas de hierbabuena, ya que las vamos a necesitar más adelante.

Segundo paso

Una vez que tengamos las hojas de hierbabuena en la olla con agua, vamos a dejar esto tapado, ya que queremos que el agua adquiera toda la frescura de la hierbabuena. De esta forma, vamos dejar reposar las hojas de hierbabuena en el agua para que esta se aromatice. Asimismo, si lo prefieres puedes utilizar algún tipo de zumo natural que tenga un sabor suave en lugar del agua, una buena opción es el zumo de uva.

Tercer paso

Cuando hayan transcurrido unos cuantos minutos podemos proceder a triturar las hojas de hierbabuena junto con el líquido. Después de triturarlas es recomendable que las pasemos por un colador. También es importante que enfriemos todo rápidamente, esto lo vamos a hacer para lograr que se conserve el color verde de las hojas.

Cuarto paso

En este paso vamos a añadir el agar agar, para ello es necesario hacer hervir la infusión con el agar agar. Una vez que el agar agar se haya disuelto lo podemos extender en una placa y lo dejamos en el frigorífico para que se enfríe.

Quinto paso

Mientras esperamos a que el agar agar se enfríe, vamos a comenzar a preparar nuestro zumo de manzana. Para ello es importante lavar bien las manzanas y cortarlas en trozos de un tamaño mediano (recuerda retirar el centro y las semillas). Una vez que las manzanas estén listas las vamos a colocar en una olla con agua a fuego alto y una vez que hierva las vamos a dejar a fuego medio hasta que estén tiernas o blandas.

Una vez que estén cocidas vamos a retirar el agua (pero no la deseches) y vamos a licuar las manzanas. Posteriormente las vamos a pasar por un colador para obtener el zumo. Si deseas que el resultado sea menos espeso puedes agregarle un poco del agua que reservamos (de la cocción de las manzanas). También pues optar por comprar un zumo de manzana preparado, pero recuerda revisar que no tenga azúcares añadidos y si es ecológico será mucho mejor.

Sexto paso

En este paso volveremos a crear otra gelatina de agar agar con el zumo de las manzanas. Para ello seguiremos los mismos pasos, solo que en esta ocasión no será necesario infusionar ni colar. Igualmente, una vez que el agar agar se disuelva, procedemos a extenderlo en una placa y dejamos que se enfríe en el frigorífico.

Sétimo paso

Ahora haremos la gelatina de limón, para ello debemos seguir los mismos pasos para preparar el agar agar. Sin embargo, en esta ocasión no hace falta hacer una gran cantidad, ya que el sabor del limón es bastante fuerte. Cuando el agar agar se haya disuelto lo vamos a colocar en una placa e igualmente lo dejamos enfriando en el frigorífico.

Octavo paso

Ahora estamos más cerca de poder disfrutar de nuestro refrescante postre. Es así que una vez que todas las gelatinas estén completamente frías, lo único que tenemos que hacer es cortarlas en una brunoise pequeña (en dados pequeños), picar unas cuantas hojas de la hierbabuena que dejamos apartada y mezclar todo muy bien.

Noveno paso

Para finalizar la fruta variada, vamos a lavar las frutas y procedemos a colocar la gelatina y las frutas en vasos. Decoramos con lima y hierbabuena para darle el toque final.

Esta receta de fruta variada es verdaderamente fantástica, pues es un postre exquisito, fácil de preparar y muy saludable. Además podemos adaptar la receta a nuestros gustos personales y cambiar o agregar las frutas que queramos. Con ello tendremos siempre un postre con el que todos pueden deleitarse y que está lleno de nutrición y sabor.

ESTA Y OTRAS MUCHAS MÁS RECETAS EN NUESTROS PLANES NUTRICIONALES

Fruta Variada con Gelée

Cuando comienzas a preocuparte por tomar acciones que puedan conducirte a un estilo de vida más saludable y consecuentemente a una alimentación más sana, es posible que te surjan dudas respecto a las comidas que deberían ser parte de tu dieta. Una de ellas indudablemente es comer fruta variada.

Tipo: Postre

Cocina: Mediterránea

Palabras claves: fruta variada

Rendimiento de la receta: 4 personas

Tiempo de preparación: 5M

Tiempo de cocinado: 30M

Tiempo total: 35M

Ingredientes de la receta:

  • 15 gramos de fresas
  • 10 gramos de frambuesas
  • 20 gramos de hierbabuena
  • 2 manzanas para hacer zumo
  • 1 lima o limón
  • 450 ml de agua
  • 3 gramos de agar agar

Instrucciones de la receta:

Primer paso:

  • El primer paso para comenzar a preparar esta receta consiste en poner a infusionar la hierbabuena con agua. Con esto vamos a elaborar nuestra primera gelatina. Para ello vamos colocar unos 150 ml de agua en una olla y la dejamos que hierva. Una vez que el agua esté lista podemos añadirle las hojas de hierbabuena. Recuerda dejar aparte algunas hojas de hierbabuena, ya que las vamos a necesitar más adelante.

Segundo paso:

  • Una vez que tengamos las hojas de hierbabuena en la olla con agua, vamos a dejar esto tapado, ya que queremos que el agua adquiera toda la frescura de la hierbabuena. De esta forma, vamos dejar reposar las hojas de hierbabuena en el agua para que esta se aromatice. Asimismo, si lo prefieres puedes utilizar algún tipo de zumo natural que tenga un sabor suave en lugar del agua, una buena opción es el zumo de uva.

Tercer paso:

  • Cuando hayan transcurrido unos cuantos minutos podemos proceder a triturar las hojas de hierbabuena junto con el líquido. Después de triturarlas es recomendable que las pasemos por un colador. También es importante que enfriemos todo rápidamente, esto lo vamos a hacer para lograr que se conserve el color verde de las hojas.

Cuarto paso:

  • En este paso vamos a añadir el agar agar, para ello es necesario hacer hervir la infusión con el agar agar. Una vez que el agar agar se haya disuelto lo podemos extender en una placa y lo dejamos en el frigorífico para que se enfríe.

Quinto paso:

  • Mientras esperamos a que el agar agar se enfríe, vamos a comenzar a preparar nuestro zumo de manzana. Para ello es importante lavar bien las manzanas y cortarlas en trozos de un tamaño mediano (recuerda retirar el centro y las semillas). Una vez que las manzanas estén listas las vamos a colocar en una olla con agua a fuego alto y una vez que hierva las vamos a dejar a fuego medio hasta que estén tiernas o blandas.

Sexto paso:

  • En este paso volveremos a crear otra gelatina de agar agar con el zumo de las manzanas. Para ello seguiremos los mismos pasos, solo que en esta ocasión no será necesario infusionar ni colar. Igualmente, una vez que el agar agar se disuelva, procedemos a extenderlo en una placa y dejamos que se enfríe en el frigorífico.

Séptimo paso:

  • Ahora haremos la gelatina de limón, para ello debemos seguir los mismos pasos para preparar el agar agar. Sin embargo, en esta ocasión no hace falta hacer una gran cantidad, ya que el sabor del limón es bastante fuerte. Cuando el agar agar se haya disuelto lo vamos a colocar en una placa e igualmente lo dejamos enfriando en el frigorífico.

Octavo paso:

  • Ahora estamos más cerca de poder disfrutar de nuestro refrescante postre. Es así que una vez que todas las gelatinas estén completamente frías, lo único que tenemos que hacer es cortarlas en una brunoise pequeña (en dados pequeños), picar unas cuantas hojas de la hierbabuena que dejamos apartada y mezclar todo muy bien.

Noveno paso:

  • Para finalizar con nuestra receta, vamos a lavar las frutas y procedemos a colocar la gelatina y las frutas en vasos. Decoramos con lima y hierbabuena para darle el toque final.

Puntuación del editor:
5
fruta variada
Soy cocinero de vocación y de profesión, decidí cambiar mi vida en la ingeniería mecánica para dedicarme a lo que verdaderamente siempre me ha motivado, cursando mis estudios en la escuela de cocina de Benidorm Ies Mediterranea, en el 2006, siempre con una formación activa con diferentes tipos de cursos y por un interés por todo tipo de cocina, siempre desde la base de la cuidada tradición e incorporando nuevas técnicas para que el resultado en el plato sea tan sabroso como saludable. Después de mis trece años dedicándome a como digo yo “ quitar el hambre en esta parte del mundo”, decidí enfocar mis intereses y mi inquietud en que mucha mas gente pierda el miedo a cocinar a la vez que con unos pequeños hábitos saludables, pueda mejorar la vida de uno mismo y de la gente que le rodea. Disfruto de mi trabajo y de ver como cada día más gente consigue sus objetivos con mi ayuda. Yo sigo creciendo con ellos.