Helado de melocotón

¿Alguna vez te imaginaste que se podía adelgazar 5 kilos comiendo helado casero de melocotón? Sí, claro que es posible, y no es necesario que sea de agua. Pero claro está que todo depende de los ingredientes que utilicemos. En este caso, al preparar una receta de helado de melocotón, estamos dando por asegurada una preparación rica y sana.

Por si no lo sabías, el melocotón, además de ser una deliciosa fruta, es muy beneficiosa para el organismo, ya que es rica en fibra, vitaminas y minerales. Gracias a su alto contenido en fibra y agua, ayuda a mejorar la digestión, favoreciendo la expulsión de toxinas que ralentizan el metabolismo. De esa manera controla la sensación de hambre que nos llega a consumir más calorías de las recomendadas por día.

Otras de las propiedades de esta fruta es que hace importantes aportes de antioxidantes, minerales como el potasio, el yodo y el magnesio, y es rica en Vitaminas A y C. Si bien es una fruta muy dulce, no tiene cantidades significativas de hidratos de carbono y calorías, lo que la hace perfecta para quienes estén buscando bajar de peso o mantenerse en esa línea.

Es por esta razón que hoy os enseñaremos cómo preparar un helado de melocotón en casa, muy muy sencillo y con muy pocos ingredientes. Olvídate de comprarlo en el supermercado, ya que los helados que se suelen encontrar en las tiendas no son nada saludables debido a su alto contenido en azúcar y grasas. ¡Ya no tienes excusas! El proceso no podría ser más sencillo.

Toma nota de los ingredientes que se necesitan: unos trocitos de melocotón previamente congelados, 1 yogur griego, 5g de miel para endulzar (aunque puedes utilizar dátiles si quieres) y 1 cucharada de esencia de vainilla para darle un toque delicioso.

Si no te gusta el melocotón puedes sustituirlo por tu fruta favorita, plátano, melón, fresas… ¡Experimenta! Nosotras lo hemos hecho con melocotón solamente porque nos encanta, pero puedes añadirle trocitos de chocolate puro a la mezcla, un toque de canela, zumo de limón o un puñadito de frutos secos para que quede crujiente.

Lo importante es que pruebes hasta que des con el helado perfecto, hay muchas combinaciones posibles que harán que vayas reduciendo el consumo de helados comerciales y vayas incluyendo más fruta en tu dieta semanal, porque es fruta al fin y al cabo, pero congelada.

Ingredientes del helado de melocotón

  • Trozos de melocotón congelados (cantidad deseada)
  • 1 yogur griego
  • 5g de miel
  • 1 cucharada de esencia de vainilla

Paso a paso: preparación del helado de melocotón

Como bien dijimos, si no deseas incluir melocotón en tu helado, es más que posible reemplazarlo con cualquier otra fruta, si es de temporada, mucho mejor. Por ejemplo, puedes aprovechar los cítricos de invierno como las naranjas o mandarinas y así incorporar una mayor cantidad de vitaminas para que el cuerpo esté más fuerte y prevenga los constipados tan comunes durante esta temporada.

Sin decir más, vamos de lleno a la preparación:

Primer paso: mezcla

En un primer paso, debemos tener a mano un cuenco grande que entre en el congelador para preparar allí nuestro helado. Vertemos el yogur griego en el recipiente y le agregamos los trozos de melocotón congelados. Revolvemos y añadimos la cucharada de esencia de vainilla y la miel. Con la ayuda de una espátula mezclamos bien la preparación.

Segundo paso: formar el helado

Con una trituradora, vamos a moler bien todos los trocitos de melocotón hasta que quede un puré homogéneo. Si prefieres hacerlo en la licuadora es exactamente lo mismo, solo que hay que colocar todos los ingredientes en el vaso y triturar allí. Una vez listo, lo pasamos al cazo que utilizaremos para el helado.

Tercer paso: congelar

A esa preparación la guardamos en el congelador por dos horas mínimo, pero sacándola cada media hora para revolverlo. Ese tiempo es relativo, porque debemos batir el helado cada poco tiempo. Por ejemplo, en la primera hora, es conveniente sacarlo y mezclarlo cada diez minutos, y ya luego ir espaciando el tiempo hasta que se congele.

Este paso es fundamental y no puede saltarse ya que de esta manera evitaremos que el helado se cristalice y así podremos disfrutar de un buen helado cremoso.

Cuarto paso: servir

Aquí ya es cuestión de imaginación y gusto. Hay quienes lo sirven en vasos, compoteras o barquillos. Pero si hay algo que quede de maravilla con el melocotón son unas hojas de menta o hierbabuena frescas. También algunas frutas berries como frambuesas o fresas.

Listo, ya tenemos listo nuestro delicioso helado casero de melocotón. Si se quiere, puede acompañarse con una tarta de manzana casera, ya que los sabores de las frutas contrastan muy bien. Un tip, si la tarta está tibia, el calor de ella con el frío del helado producirá una sensación muy agradable y rica. Nos lo agradecerás luego.

Como bien sabes, el helado de melocotón se puede preparar durante todo el año ya que es posible utilizar la fruta enlatada o bien congelada, para su elaboración. Si lo vas a realizar en los meses de verano, procura usar los melocotones bien frescos para aprovechar al máximo sus beneficiosas propiedades. Si tienes en casa melocotones en almíbar, pues úsalos en esta preparación porque quedarán espectaculares. De más está decir que se puede acompañar con miel y frutas que contrasten en color, como las fresas y los arándanos.

Pero si los días están fríos y no te apetece comer helado, no te preocupes, porque con melocotón hay infinitas recetas de postres, como un flan casero para que puedas disfrutar esta fruta en todos sus sentidos. Verás que no te arrepentirás.

Es importante aclarar que si no puedes comer miel por diabetes o por alguna otra afección, es posible reemplazarla por algún tipo de edulcorante apto. Si bien el melocotón es una fruta con un índice glucémico alto y contiene más azúcares naturales, es apta para personas diabéticas, siempre y cuando se controlen las raciones.

En lo posible, en la preparación incluye el melocotón con piel porque es la parte de la fruta que más fibra contiene y es la encargada de evitar picos de glucosa en sangre.

Puedes ver cómo hemos hecho todo el proceso en la vídeo receta del helado de melocotón, así podrá ayudarte y el proceso será aún más sencillo.

Recuerda que puedes encontrar la inspiración para muchas otras elaboraciones en el resto de nuestras vídeo recetas.

Cuando lo pruebes, verás como el resultado es espectacular. Esperamos que te guste tanto como a nosotros. Sin duda, es una buena forma de entretenerse en casa y ver cómo cocinas una comida espectacular.

ESTA Y OTRAS MUCHAS MÁS RECETAS EN NUESTROS PLANES NUTRICIONALES

Helado de Melocotón

¿Alguna vez te imaginaste que se podía adelgazar 5 kilos comiendo helado casero de melocotón? Sí, claro que es posible, y no es necesario que sea de agua. Pero claro está que todo depende de los ingredientes que utilicemos. En este caso, al preparar una receta de helado con yogur griego, estamos dando por asegurada una preparación rica y sana.

Tipo: Postre

Cocina: Italiana

Palabras claves: Helado de melocotón

Rendimiento de la receta: 2 personas

Tiempo de preparación: 5M

Tiempo de cocinado: 50M

Tiempo total: 55M

Nombre del vídeo de receta: Helado de Melocotón

Descripción del vídeo de receta: Magnífico helado de melocotón para refrescarte.

Miniatura del vídeo de receta: https://i9.ytimg.com/vi/nQRDbEhrvzk/mq3.jpg?sqp=CICT9JMG&rs=AOn4CLB3JXjJrcz8CqFlPJwXyOQacZAcoQ

Ingredientes de la receta:

  • Trozos de melocotón congelados (cantidad deseada)
  • 1 yogur griego
  • 5g de miel
  • 1 cucharada de esencia de vainilla

Instrucciones de la receta:

Primer paso:

  • En un primer paso, debemos tener a mano un cuenco grande que entre en el congelador para preparar allí nuestro helado. Vertemos el yogur griego en el recipiente y le agregamos los trozos de melocotón congelados. Revolvemos y añadimos la cucharada de esencia de vainilla y la miel. Con la ayuda de una espátula mezclamos bien la preparación.

Segundo paso:

  • Con una trituradora, vamos a moler bien todos los trocitos de melocotón hasta que quede un puré homogéneo. Si prefieres hacerlo en la licuadora es exactamente lo mismo, solo que hay que colocar todos los ingredientes en el vaso y triturar allí. Una vez listo, lo pasamos al cazo que utilizaremos para el helado.

Tercer paso:

  • A esa preparación la guardamos en el congelador por dos horas mínimo, pero sacándola cada media hora para revolverlo. Ese tiempo es relativo, porque debemos batir el helado cada poco tiempo. Por ejemplo, en la primera hora, es conveniente sacarlo y mezclarlo cada diez minutos, y ya luego ir espaciando el tiempo hasta que se congele. Este paso es fundamental y no puede saltarse ya que de esta manera evitaremos que el helado se cristalice y así podremos disfrutar de un buen helado cremoso.

Cuarto paso:

  • Aquí ya es cuestión de imaginación y gusto. Hay quienes lo sirven en vasos, compoteras o barquillos. Pero si hay algo que quede de maravilla con el melocotón son unas hojas de menta o hierbabuena frescas. También algunas frutas berries como frambuesas o fresas.

Puntuación del editor:
5
Helado de melocotón
Soy cocinero de vocación y de profesión, decidí cambiar mi vida en la ingeniería mecánica para dedicarme a lo que verdaderamente siempre me ha motivado, cursando mis estudios en la escuela de cocina de Benidorm Ies Mediterranea, en el 2006, siempre con una formación activa con diferentes tipos de cursos y por un interés por todo tipo de cocina, siempre desde la base de la cuidada tradición e incorporando nuevas técnicas para que el resultado en el plato sea tan sabroso como saludable. Después de mis trece años dedicándome a como digo yo “ quitar el hambre en esta parte del mundo”, decidí enfocar mis intereses y mi inquietud en que mucha mas gente pierda el miedo a cocinar a la vez que con unos pequeños hábitos saludables, pueda mejorar la vida de uno mismo y de la gente que le rodea. Disfruto de mi trabajo y de ver como cada día más gente consigue sus objetivos con mi ayuda. Yo sigo creciendo con ellos.