Cómo combatir el estreñimiento

El estreñimiento es un problema muy común en la sociedad actual, principalmente por llevar una vida sedentaria, una mala alimentación, unos malos hábitos y un ritmo de vida estresante en el que no le dedicamos el tiempo necesario a ayudar a nuestro cuerpo a evacuar. Pero se puede combatir el estreñimiento, y te vamos a explicar cómo.

¿Sabes cuando se considera que una persona esta estreñida?. La definición de estreñimiento según la OMS (Organización Mundial de la Salud), considera que una persona padece estreñimiento cuando realiza menos de 3 deposiciones a la semana.

dieta personalizada

Aún así es importante conocer el ritmo intestinal de cada uno. Este es el tiempo que pasa desde que se consumen los alimentos hasta que los eliminamos. Ya que se considera como frecuencia normal de deposiciones entre 3 al día y 3 a la semana. Por lo que una persona que este acostumbrada a evacuar 2 veces al día, puede tener un problema de estreñimiento si pasa a hacer 3 veces a la semana.

Además de la frecuencia de las deposiciones, hay que tener en cuenta los siguientes síntomas.

Síntomas del estreñimiento

  • Se producen heces duras
  • Si cuando se evacua se queda con la sensación de que ha sido incompleto
  • Tienes que realizar mucho esfuerzo
  • Si esta usando ayudas externas como infusiones o supositorios

Causas del estreñimiento

Por otra parte, las causas más comunes de padecer estreñimiento son:

Para ayudar a combatir el estreñimiento se pueden seguir unas pequeñas pautas, con las que nuestro organismo mejorará en este aspecto. Simplemente estos 4 conceptos ayudarán a regenerar el tránsito intestinal y mejorar el estreñimiento.

Pautas para combatir el estreñimiento

Para conseguir mantener un buen ritmo de transito intestinal es necesario mantener una alimentación rica en fibra. De este modo ayudamos a que el bolo fecal sea grande. Ésta fibra la podemos aportar mediante las frutas, verduras, hortalizas, cereales integrales y legumbres de nuestra dieta.

Para favorecer que la fibra haga su trabajo, también es importante mantenerse bien hidratado. Recordarte que la mejor forma de hidratarse es con agua, en caso de que te cueste beber agua puedes ayudarte de infusiones y/o de caldos desgrasados.

Otro alimento imprescindible para favorecer la expulsión de las heces sin tener que realizar mucho esfuerzo son las grasas saludables. Debido a que colaboran a que haya una buena lubricación. Así que una vez más recordar que todas las grasas no son malas, no hay que tenerles miedo, simplemente tienes que saber elegir las adecuadas.

Finalmente para conseguir regular el cuerpo y mantener un buen ritmo en el transito, es vital la práctica de ejercicio físico como un hábito constante en tu día a día, así como masticar bien la comida y acostumbrar al cuerpo a un horario más o menos fijo.