fibra

Últimamente, la fibra está adquiriendo mucho protagonismo en la industria alimentaria. Y no es para menos, ya que el consumo de alimentos ricos en fibra es muy aconsejable. Ahora veremos porque esto es así.

La fibra no se considera un nutriente, pero eso no significa que no sea importante. Se entiende por fibra alimentaria a todas aquellas sustancias que nuestro cuerpo no puede degradar. Por tanto son devueltas al exterior casi inalteradas, pero no es un nutriente. Esto puede hacer que te preguntes que beneficios puede aportarte algo que tu cuerpo no degrada.

dieta personalizada

Pues bien, la fibra dietética tiene muchas funciones beneficiosas. Entre las más importantes tenemos, que activa el peristaltismo intestinal y aumenta el bolo fecal, por tanto ayudan a prevenir o combatir el estreñimiento. Además, como retarda la absorción de algunos nutrientes, puede ayudar a reducir la glucemia. También es uno de los factores que pueden ayudar a disminuir el riesgo de padecer cáncer de colon y recto.

¿Y qué alimentos debo consumir para aumentar el consumo de fibra?

Pues aquellos de procedencia vegetal: los cereales, las verduras, las frutas, las legumbres, las semillas y los frutos secos.

Ahora bien, cada vez hay más complementos y alimentos en el mercado enriquecidos con fibra. Este tipo de alimentos no presentan los mismos beneficios que los de origen vegetal. Así que si deseas aumentar su consumo para aprovecharte de sus beneficios, te recomiendo que aumentes el consumo de alimentos de origen vegetal y no de alimentos procesados enriquecidos. Parece que tenemos que encontrar un alimento que tenga de todo, y realmente es mucho más sencillo. No gastes tu dinero en productos que te ofrecen la solución para todo, ya que la mayoría de las veces esconden otros ingredientes que no son nada saludables. Y no solo lo digo con respecto a la fibra, sino con respecto a muchos otros nutrientes. Una alimentación a base de alimentos poco manipulados es la mejor manera de saber que estamos comiendo bien. Además es mucho más barata y menos contaminante.

¿Cuánta fibra se debe consumir?

Si, a día de hoy, tu alimentación no es muy rica alimentos con alto contenido en fibra, deberías empezar a aumentar su consumo. La recomendación actual está entre 25 y 38 gramos de fibra al día, y la verdad es que ahora mismo estamos un poco lejos, ya que en España se consumen de media unos 12 gramos, menos de la mitad de lo recomendado.

Si sigues un patrón de alimentación saludable, los productos de origen vegetal ya serán los protagonistas, y por tanto, es más fácil llegar a las cantidades recomendadas. Ahora bien, si quieres aumentar el consumo de alimentos vegetales, tienes que tener en cuenta que tu intestino puede no estar preparado para tolerar dosis altas y por tanto, haya una mayor aparición de gases intestinales. Te recomiendo que vayas aumentando el consumo de alimentos ricos en fibra de manera progresiva. De todas formas, esto no tiene porque preocuparte. La producción de gases es indicador de que estás comiendo adecuadamente y de que todo va bien.

En conclusión, más productos frescos y menos productos procesados en tu alimentación habitual es la mejor manera de asegurarte el aporte de fibra recomendado y, por tanto, de aprovechar sus beneficios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Nueve + 1 =