Alimentos cariogénicos

Alimentos cariogénicos

Los alimentos cariogénicos son aquellos que al ingerirlos facilitan la producción de caries dentales suponiendo un riesgo para nuestra salud mental. Principalmente son alimentos ricos en hidratos de carbono simples (esto hidratos son los azúcares que se digieren rápidamente en nuestro organismo convirtiéndose en glucosa), que las bacterias de la boca son capaces de fermentar y favorecer la formación de ácidos, que reduce el ph, y que aumenta el desarrollo de caries y desmineralización del esmalte dental. Lo bueno de llevar un tipo de dietas para adelgazar de forma saludable, es que estos alimentos no suelen consumirse de manera habitual. De este modo cuidamos tanto nuestra salud general como la dental.

Aunque a día de hoy, en los países desarrollados se ha reducido la incidencia y la prevalencia de la caries dental debido al uso de pastas dentífricas con flúor y a una mejor higiene dental, hay que seguir dando importancia al factor dietético para seguir mejorando la prevalencia de caries dental.

dieta personalizada

 Entre los alimentos ricos en hidratos de carbono simple estamos hablando, principalmente de aquellos que contienen almidón como el pan, el arroz y la pasta, y los ricos en azúcares como bollerías, gominolas y mermeladas.

 Así mismo, hay que tener cuidado también con los alimentos pegajosos como son las frutas deshidratadas, ya que se quedan más tiempo en contacto con nuestros dientes. Y por otro lado, incluir todo tipo de bebidas refrescantes azucaradas, zumos de frutas, batidos y bebidas para deportistas, que además de tener presencia de azúcares, se suelen consumir entre horas, cuando posteriormente no suele haber un lavado bucal. 

 Pero no todos los alimentos que contienen hidratos de carbono simples son perjudiciales para nuestros dientes. Hablamos de aquellos alimentos como las frutas frescas, las verduras, las hortalizas y los cereales integrales. La principal diferencia de estos alimentos con los anteriores es que el azúcar o hidratos de carbono simple que contienen, están presentes de manera natural y no han sido añadidos posteriormente en su elaboración o manipulación por el ser humano.

 Como puedes observar, el tipo de alimentación y por lo tanto nuestra dieta, es importante a la hora de controlar la aparición de caries dental y enfermedades en las encías. Sobre todo en la población de más corta edad donde el consumo de alimentos azucarados y almidonados suele ser más elevado y la higiene bucal menos controlada por lo tanto tienen más contacto con los azúcares en la boca. 

 Del mismo modo, en el caso de personas mayores, hay que ir con cuidado, dado que la secreción salival disminuye, tienen un mayor consumo de medicamentos y es más probable que tengan más de una patología. Estos factores influyen en la aparición de caries dental. en el caso de las mujeres es interesante informarse sobre la alimentación para la menupausia

 

¿Todo consiste en dejar de comer azúcares?

 No, la respuesta a esta pregunta es no. Ya que debemos de tener en cuenta varios factores que también influyen a tener una mayor presencia de bacterias en la boca y por lo tanto a la formación de caries.

 Por eso, a la hora de valorar si un alimento es cariogénico hay que analizar las siguientes características: 

 – Pegajosidad, como ya se ha comentado anteriormente, al ser el alimento más pegajoso se pasa más tiempo en contacto con los dientes por lo tanto es más fácil que tenga una acción negativa sobre nuestros dientes. Así que hay que tener cuidado con las frutas secas por ejemplo.

 – Consistencia, por el lado contrario, los alimentos más duros y con más fibra ayudan a limpiar los dientes porque producen un aumento de la salivación. Supongo que ya habrás oído en más de una ocasión que si no te puedes lavar los dientes después de comer te comas una manzana porque gracias a su textura actúa en ayudar a eliminar lso restos entre los dientes. Y es por este motivo. Sin embargo, si la consistencia es blanda, como el chocolate, galletas y pasteles, tienen mayor tendencia a ensuciar la boca y a introducirse por todos los huecos de nuestra dentadura. Estos últimos alimentos mencionados, son también consumidos como alimentos para la ansiedad por el contenido de su composición.

 – El momento en que lo comemos, como son los snacks que los solemos consumir entre horas, a intervalos entre comidas donde posteriormente no hay costumbre ni se tiene la facilidad de proceder al lavado bucal. Pero, además, en estas ingestas nuestro organismo no produce la misma salivación que cuando realizamos las comidas principales, ya que durante una comida completa como es en el desayuno, comida y cena, permanecemos más tiempo masticando y conseguimos producir una mayor salivación, la cual ayuda a mover los alimentos de la boca ya limpiar un poco mejor la zona eliminando los residuos. 

 – Frecuencia de consumo de alimentos altamente nocivos para la salud dental, lo cual es bastante lógico, ya que a mayor exposición a alimentos cariogénicos también aumenta el riesgo de la aparición de caries en nuestros dientes. 

Alimentos cariogénicos

 

Así que, ¿cómo podemos evitar la aparición de caries?

 A modo de resumen lo comento en los siguientes puntos:

– Evitar consumir alimentos ricos en almidones y azúcares, además de favorecer la aparición de caries, tampoco son recomendables para llevar una alimentación y estilo de vida saludable.

– Cambiar el consumo de cereales refinados por cereales integrales, como es cambiar la pasta, pan arroz blanco por su versión integral.

– Tener el buen hábito de lavarse los dientes después de cada comida, incluso si se realiza una pequeña ingesta entre horas. Con esto conseguimos mantener menos tiempo los restos de alimentos en contacto con nuestros dientes y encías.

 – En caso de no poder lavarse los dientes entre comidas, es mejor evitar picotear entre horas. Porque, además, en estos momentos es cuando elegimos alimentos o bebidas más azucaradas y que son altamente carcinogénicos. 

 – Tener una buena rutina de limpieza bucal con un buen cepillo de dientes, una pasta de dientes adecuada y realizando los movimientos tanto de adelante y atrás, como circulares.

 Con toda esta información y consejos espero que tengas una mejor salud bucodental y consigas evitar padecer caries. 

Alimentos cariogénicos
Soy diestista-nutricionista por la Universidad de Alicante. Me baso en ayudar a cambiar el estilo de vida de las personas para conseguir mejorar su salud física y mental. Ya que un cambio de habitos hace sentirte mejor contigo mismo y ganar confianza en tu día a día. Siempre trabajo desde la educación nutricional para lograr los objetivos personales sin esfuerzo. Número de colegiado: CV00693 / Colegio: Codinucova